En este momento estás viendo Morales vuelve a cobijar a Carolina Moisés

Morales vuelve a cobijar a Carolina Moisés

Sin hay algo que esta claro en la Jujuy de nuestro comprovinciano Gerardo Morales, es que absolutamente todo debe estar bajo su absoluto dominio, y lo que esta por fuera ni justicia.

Carolina Moisés fue candidata a vice de Ruben Rivarola, merced a las gestiones de buenos oficios del mandatario con el multifacetico Sergio Tomas Massa.

Morales debía tener una prueba de amor con Rivarola, y así fue le puso su candidata a vice, la buena de Carolina Moisés, ferviente adherente del presupuesto estatal.

Lógicamente las relaciones de este triangulo político (no amoroso) lejos estuvieron de fenecer el 7 de mayo, luego de recibir las gracias por los servicios prestados, la formula de apenas el 22% supo en ese mismo instante que no debía apartarse del paraguas protector de Morales.

Rivarola siguió con la sociedad comercial, muy bien pagado por cierto, y Moisés se posó en el regazo protector del mandatario.
Nadie en el esquema nacional quiere llevarlo a Rivarola, no tiene candidato a presidente, y con eso nada puede hacer Morales.
Pero a Carolina si podía darle una mano, dicen que hablo con Massa (socio y amigo según Bulrrich) y el Ministro del 147% de inflación anual, aceptó a la compañera de formula de Rivarola, para que pueda llevar boleta larga.

Surgió un problema, Leila Chaer también tenía boleta larga, además de llevar también a Grabois.

El 71% de imagen negativa de Carolina Moisés, sumado a su sumisión a Morales, la convierten en una candidata muy poco competitiva. Había que eliminar cualquier competencia.

La Justicia Federal de Jujuy sospechosamente siempre fallando de acuerdo a los intereses de Morales, metió la mano y fallo intentando obligar a Chaer llevar solo a Grabois. Insólito que un juez indique como deben ser las alianzas y empatias electorales.

Ahora la palabra final estará en la Cámara Federal con asiento en Salta.

En realidad que solo quede Moisés con la formula Massa – Rossi solo favorece a Morales, ya que de esa manera se asegura el 60 % de las voluntades que se expresen el 13 de agosto.

Dicen que la lista de Carolina Moisés puede cambiar de nombre para pasar a llamarse «… para lo que guste mandar…»

Deja una respuesta